Trucos para mantener la línea en Navidad

Salmón-y-aguacate

En estas fechas empieza a calar en nosotros la alegría propia de la Navidad pero también empezamos a temer las comilonas, los turrones y los platos suculentos de finales del mes.

Es cuando llega el 1 de diciembre cuando nos proponemos cuidar la línea para no salir con peso de más de estas fechas y comenzamos con una rígida dieta que nos hace llegar al día 24 por la noche y reunirnos con la familia con un físico aún más estilizado.

¿Cómo llegar con al menos dos kilos menos antes de sucumbir a los excesos de la Navidad? La clave es trazar un plan de adelgazamiento y seguirlo.

El truco está en gozar de estas fiestas sin remordimientos pero gestionando bien las calorías, comiendo menos fuera de casa y eligiendo bien las comidas con una dieta equilibrada de verduras, proteínas e hidratos de carbono.

Antes de Navidad cocina menús con verduras depurativas cómo la alcachofa, el puerro, apio, cebolla, y berros.

Evita el picoteo previo y los postres. Sumarás gran número de calorías casi sin darte cuenta. Para conseguir esto, es básico que no te saltes ninguna comida. Haz un buen desayuno y toma fruta, infusiones o tentempiés sanos a media mañana y para merendar. Y si te cuesta demasiado abstenerte del opta por aperitivos más sanos como encurtidos, berberechos, sardinas, gambas al vapor o mejillones.

Lo más importante es limitar los excesos sólo a los días de fiesta: Nochebuena, Navidad, Nochevieja, Año Nuevo y Reyes y no extenderlos a los demás días. Es decir, no comas lo que sobró de la comida de Navidad durante los dos días siguientes o tires del turrón para cerrar cualquier cena.

Los expertos en nutrición alertan en estas fechas de la combinación de azúcar y alcohol. Añade a tus menús algunos alimentos protectores frente al alcohol y el azúcar como la cúrcuma como condimento en tus platos, fresas frescas que protegen tu estómago y alcachofas que son protectoras de tu hígado y diuréticas.

No consumas todos los alimentos con mayor índice glucémico juntos. Elije, por ejemplo, entre las patatas que acompañan el pavo de Nochebuena o los dulces navideños. Evita la mezcla de los dos y optan por uno solo.
Lo mismo ocurre con el alcohol. Opta por cenar con vino o cava y prescinde del cóctel de después de cenar.
Incluye en tus menús festivos marisco, ibéricos y pescado como platos poco calóricos y en pequeñas raciones.

Si te atreves con una terapia de ayuno detox, hazte licuados naturales a base de frutas y verduras durante tres días con el objetivo de resetear el organismo y anticiparnos a los excesos.

Para evitar las intoxicaciones por los excesos y el estreñimiento y la acumulación de toxinas, bebe mucha agua a lo largo del día y toma frutas diuréticas como un kiwi, mandarinas o una naranja entre horas.
Antes, durante y después de las fechas navideñas, haz ejercicios en casa, practica algún deporte o ve al gimnasio para evitar ganar kilos.

Lleva ropa un poco ajustada para recordar que no quieres ganar ni un centímetro y concéntrate en las personas con las que estás hablando, en vez de en los platos para disfrutar más y no engordar.

Posts relacionados

accesorios belleza calzado calzado deportivo centro comercial centro comercial isla azul centro comercial islazul complementos compras consejos decoracion deporte deportes estetica fast food fastfood gafas de sol hogar islazul joven joya joyeria maquillaje mascarillas moda moda hombre moda joven moda mujer moviles música navidad niño niños planes regalos restaurante americano restaurantes restaurantes madrid ropa tecnología tendencias verano zapateria zapatillas zapatos